• Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

En la nueva novela de JK Rowling, el villano es un antisemita que odia a Israel

25.09.2018 11:25  | 

Agencia AJN.- Durante meses, la autora JK Rowling ha estado advirtiendo, desde su cuenta de Twitter, sobre los peligros del antisemitismo en Inglaterra. Desde sus redes sociales se enfrenta a quienes minimizan el fenómeno o dicen que sus defensores confunden la crítica de Israel con el odio judío.

Ahora, en su libro más nuevo, incluye un personaje cuyo obsesivo antisionismo se transforma en antisemitismo.

“Lethal White”, el cuarto tomo de la serie de misterio Cormoran Strike de Rowling, escrita bajo el seudónimo de Robert Galbraith, presenta un par de activistas políticos de extrema izquierda que creen que los “sionistas” son malvados y tienen un dominio absoluto sobre los gobiernos occidentales. El odio extremo del extorsionista Jimmy Knight, el villano de la novela. hacia Israel lo ha llevado a odiar a los judíos.

“No confiaría en él si tuviera algo que ver con los judíos”, le dice la ex esposa de Knight a un detective. “Israel es la raíz de todo mal”, expresa el personaje en la novela. “Sionismo: me cansé del sonido sangriento de la palabra. Uno pensaría que han sufrido lo suficiente”, dice Jimmy sobre los judíos.

La descripción de Rowling de un antisemita de extrema izquierda llega en un momento de gran antisemitismo en Gran Bretaña, donde vive. El Partido Laborista de Gran Bretaña y su líder Jeremy Corbyn han sido acusados ​​de insensibilidad hacia los judíos y de aprobar los sentimientos antijudíos dentro de las filas del partido. Anteriormente, Corbyn defendió un mural grotescamente antisemita que representaba a banqueros judíos, y se refirió a sus “amigos” en los grupos terroristas Hamas y Hezbolá, aunque ahora dice que lamenta estas posiciones.

Una encuesta de septiembre de 2018 descubrió que casi el 40 por ciento de los judíos británicos considerarían seriamente emigrar si Corbyn se convirtiera en primer ministro, como lo muestran las encuestas.

La última novela no es la primera vez que la autora de la serie Harry Potter comenta los peligros del antisemitismo.

“La mayoría de los judíos del Reino Unido en mi línea de tiempo están teniendo que enfrentar este tipo de basura, así que tal vez algunos de nosotros los no judíos deberíamos comenzar a asumir la carga”, declaró. Escribió en abril, en respuesta a un crítico que dijo que el judaísmo es una religión, no una raza: “Los antisemitas piensan que este es un argumento ingenioso, así que díganos, ¿los judíos ateos fueron eximidos de usar la estrella amarilla?”

Rowling, que no es judía, compartió con sus 14.4 millones de seguidores de Twitter ejemplos de publicaciones que había recibido que negaban que el antisemitismo era un problema.

Para un comentarista que publicó que los árabes no pueden ser antisemitas porque los árabes también son semitas, Rowling twitteó una foto de una definición de antisemitismo en el diccionario: “hostilidad o prejuicio contra los judíos”.

Cuando una madre judía twitteó a Rowling para decirle que su hijo había enfrentado matones antisemitas en la escuela, Rowling le escribió que lo sentía y publicó: “Sabe que no estás solo y que muchos de nosotros estamos contigo, besos”.

Unos meses más tarde, el 26 de agosto, después de que un compañero escritor de misterio, Simon Maginn, tuiteara que la indignación de los judíos británicos sobre las opiniones de Corbyn era “sintética”, Rowling defendió a los judíos. “¿Con qué otra minoría hablarías de esta manera?”, twiteó, antes de citar el ensayo de Jean-Paul Sartre “Antisemita y judío”.

En 2015, Rowling se negó a respaldar las cartas abiertas que pedían un boicot cultural y académico a Israel y la firma de más de 1000 autores y líderes de opinión británicos. En cambio, se unió a otros 150 escritores y artistas para escribir una carta alternativa que se opone a señalar a Israel por oprobio.

“Los israelíes estarán en lo correcto al preguntar por qué los boicots culturales tampoco se están proponiendo en contra deCorea del Norte”, declaró en su carta del 23 de octubre de 2015. En lugar de boicots, la carta decía: “El compromiso cultural construye puentes, fomenta la libertad y un movimiento positivo para el cambio”.

Rowling ha criticado al gobierno del primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, pero insiste en que Israel, su pueblo y sus seguidores no deberían ser sometidos a un doble rasero por sus oponentes.
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

comentarios

Deje su comentario







Por favor, ingrese el siguiente código y luego haga click en botón de envío. Gracias.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

Copyright 2010 ITONGADOL | Todos los derechos reservados

ezink | web applications